¿PUEDE UN CRISTIANO SER SOCIALISTA O COMUNISTA?

puede un cristiano ser socialista comunista

La mayoría de los filósofos a través de los siglos, han creído que la historia está formada por ideas, la búsqueda de la realidad actual, o la razón humana.

Pero hay un filósofo famoso que por el contrario, sostuvo que el factor de impulso detrás de toda la historia humana, es la economía.

Carlos Marx nació de padres judíos alemanes en 1818 y recibió su doctorado a la edad de 23 años. Entonces se embarcó en una misión para probar que la identidad humana está ligada al trabajo de una persona y que los sistemas económicos controlan totalmente a la persona. Argumentando que es por su trabajo que la humanidad sobrevive, Marx creía que las comunidades humanas son creadas por la división del trabajo.

Marx estudió historia y concluyó que la sociedad por cientos de años se ha basado en la agricultura. Pero en la opinión de Marx, la Revolución Industrial cambió todo eso, porque aquellos que habían trabajado libremente para sí mismos, ahora eran forzados por la economía a trabajar en fábricas.

Esto, consideró Marx, les despojó de su dignidad e identidad, porque su trabajo definía quiénes eran, y ahora, eran reducidos a meros esclavos controlados por un poderoso capataz. Esta perspectiva significaba que la economía del capitalismo era el enemigo natural de Marx. 

Marx dedujo que el capitalismo enfatizaba la propiedad privada, y por lo tanto, reducía la propiedad a unos cuantos privilegiados. Dos “comunidades” separadas surgieron en la mente de Marx: los empresarios, o la burguesía; y la clase trabajadora, o el proletariado.

De acuerdo a Marx, la burguesía usa y explota al proletariado con el resultado de que una persona gana lo que otra persona pierde. Además, Marx creía que los empresarios influían en los legisladores para asegurar que sus intereses se defendieran a costa de la pérdida de dignidad y los derechos de los trabajadores.

Por último, Marx consideraba que la religión era el “opio de las masas” que usaban los ricos para manipular a la clase obrera; al proletariado se le promete que un día tendrán recompensas en el cielo, si se mantienen trabajando diligentemente donde Dios los haya colocado (subordinados a la burguesía).

En la utopía terrenal que Marx visualizó, la gente colectivamente es dueña de todo y todos trabajan para el bien común de la humanidad. El objetivo de Marx era terminar con la posesión de la propiedad privada a través de otorgar al estado la propiedad de todos los medios de producción económica. Una vez que la propiedad privada era abolida, Marx consideraba que esto elevaría la identidad de una persona y el muro que supuestamente el capitalismo había construido entre propietarios y clase obrera, sería derribado.

Todos se valorarían unos a otros, y trabajarían juntos por una meta compartida. 

Hay al menos cuatro errores en el pensamiento de Marx.

En primer lugar, su afirmación que la ganancia de una persona se produce a expensas de otra, es un mito.

La estructura del capitalismo deja suficiente lugar para que todos eleven su estándar de vida, a través de la innovación y la competencia. Es absolutamente factible para varias personas competir y tener éxito en un mercado de consumidores que solicite sus bienes y servicios. 

Segundo; Marx estaba equivocado en su creencia de que el valor de un producto está basado en la cantidad de trabajo que se le ha invertido. La calidad de un bien o servicio, simplemente no puede ser determinado por la cantidad de esfuerzo invertido por un trabajador.

Por ejemplo, un maestro ebanista puede hacer un mueble con más rapidez y belleza de lo que pudiera hacerlo un carpintero no calificado, y por tanto su trabajo tendrá mucho más valor (y justamente) en un sistema económico como el capitalismo.

Tercero, las teorías de Marx, necesitan un gobierno que esté libre de corrupción y niegue la posibilidad de un elitismo dentro de sus filas. Si la historia nos ha enseñado algo, es que el poder corrompe a la humanidad caída, y un poder absoluto corrompe absolutamente.

Una nación o gobierno puede matar la idea de Dios, pero alguien más tomará el lugar de Dios. Ese alguien es a menudo un individuo o grupo que comienza a gobernar sobre el pueblo y busca mantener su posición privilegiada a cualquier costo. 

Cuarto, y el más importante, Marx estaba equivocado en que la identidad de una persona está ligada al trabajo que desempeña. Aunque la sociedad secular ciertamente impone esta creencia en casi todos, la Biblia dice que todos tienen igual valor, porque todos fueron creados a la imagen de un Dios eterno. Es ahí donde radica intrínsecamente el verdadero valor humano. 

¿Tenía razón Marx? ¿Es la economía el catalizador que impulsa la historia de la humanidad? No, lo que dirige la historia de la humanidad es el Creador del universo, quien controla todo, incluyendo el ascenso y caída de cada nación.

Además, Dios también controla a quien pone a cargo de cada nación, como dice la Escritura, “… para que conozcan los vivientes que el Altísimo gobierna el reino de los hombres, y que a quien él quiere lo da, y constituye sobre él al más bajo de los hombres.” (Daniel 4:17).

Más aún, es Dios quien le da a una persona la habilidad en el trabajo, y la riqueza que proviene de ello, no el gobierno: “He aquí, pues, el bien que yo he visto: que lo bueno es comer y beber, y gozar uno del bien de todo su trabajo con que se fatiga debajo del sol, todos los días de su vida que Dios le ha dado; porque esta es su parte. Asimismo, a todo hombre a quien Dios da riquezas y bienes, y le da también facultad para que coma de ellas, y tome su parte, y goce de su trabajo, esto es don de Dios.” (Eclesiastés 5:18-19). 

Vía: GotQuestion.

Anuncios

1 comentario »

  1. Para responder estas inquietudes, el comentario en puerta dice: De acuerdo a Marx, la burguesía usa y explota al proletariado con el resultado de que una persona gana lo que otra persona pierde. Además, Marx creía que los empresarios influían en los legisladores para asegurar que sus intereses se defendieran a costa de la pérdida de dignidad y los derechos de los trabajadores.Por último, Marx consideraba que la religión era el “opio de las masas” que usaban los ricos para manipular a la clase obrera; al proletariado se le promete que un día tendrán recompensas en el cielo, si se mantienen trabajando diligentemente donde Dios los haya colocado (subordinados a la burguesía).
    Desde la perspectiva de la historia de la humanidad y de las relaciones económicas que han manejado los pueblos, el pensamiento de Carlos Marx, tiene su asidero desde el punto de vista político, el planteba la lucha de clases para obtener el poder, enseñandole a los mas desprotegidos que sus fracasos vienen del sistema capitalista, mediante el cual, hay hombres que manejan los factores de producción que contratan la fuerza de trabajo de los obreros, etc., para obtener ganancias, lo que se llama la plusvalía que es la adquisición de la fuerza de trabajo, donde el contratado se encuentra en minusvalía y el empleador obtiene beneficios que hacen cómoda su situación social. Ese mensaje, trajo como consecuencia la división de la sociedad, porque el obrero comenzó a ver a su patrono como el generador de sus males, lo que en el fondo significa que el se encuentra en suna situación menos favorecida, por culpa de su empleador que lo explota y desde luego, el obrero o minusvalido económico, sueña con tener la posición y comodidad de su empleador; pero el que progresa de ese status y pasa a ser clase media, piensa mas cercanamente a los que quieren
    tener su propiedad con propios esfuerzosr y busca los medios de subir los peldaños para obtener una vida económica segura y libre de penurias. El sueño de los desvalidos es que el estado los proteja y le brinde todas las facilidades económicas a pesar de una formación endeble; y en esto se han apoyado las revoluciones o el socialismo, donde cubren a veces las necesidades mínimas de la población pero no permiten que progresen o tenga medios que les liberte de la situación pauperrima que han vivido; entones, surge un estado que mantiene a la población para que dependan de un señor feudal o lider que le proporcionará la comida, pero no los dejará que obtengan bienes para su superación económica, sino que los lideres constituirán una nueva oligarquia del dinero que anto criticaron para obtener el voto de los pobres. Por otra lado, vemos el capitalismo que si se deja desbordar se apodera de todos los medios de producción y controla los gobiernos; el capitalismo extremo se conviente en inhumano porque el pobre deja de ser un ser humano para convertirse en un número y un robot de producción industrial, desprovisto de las mas elementales posibiliddes de surgir económicamene para llevar adelante su familia y educarlos en carreras importantes que los liberen de sus necesidades y penurias. Entonces, llegamos a la conclusión que los sistemas económicos contrastan y rompen el espiritu del evanvelio de Jesus El Cristo; el evangelio es la salvación del hombre de los sitemas politicos y de las ideologias de los dirigentes de las iglesias; por eso dijo Jesus que quien cumple la ley de Dios es feliz, hace lloear la felicidad a los demás seres humanso; se cura sus enfermedades y puede ayudar a sus semejanes: así vemos los mandamientos o la voluntad de Dios: amarlo primeramene, y a tu projimo como a ti mismo; quien ama a su projimo y cree en el evangelio de Jesus El Cristo, siente la probreza del desvalido, tiende a integrar gobiernos que resuelvan la miseria, les duele y no deja pasar hambre a los mas necesitados; porque el que ama a Dios a su projimo como asimismo, debe horrorizarle tanta gente como en Africa que se muere por desnutrición, son indolentes, pero si hubieren conocido el mensaje de Jesus el Cristo que es de salvación de la humnidad y lo hubieren practicado tuvieramos un mundo mejor alejado del egoismo, el amor al dinero, la ostenación, el individualismo, la hipocrecía, el vicio del poder por el poder, la envidia, el amor al dinero, el deseo de enriquecimiento rapido, etc. Ahi esta el detalle. Tambien es cierto que la religión se ha convertido en el opio de los pueblos, no así el evangelio puro del maestro Jesus El Critso: las religiones manosearon, intervinieron la Biblia, cambiándole el sentido filosofico que le legó Jesus el Cristo; han modificado tanto la Biblia que vale los que dijo el maestro: Los doctores de la ley, ni entran ni dejan entrar a los creyentes al reino de los cielos, pues le han puesto tantas camisas de fuerza a los creyentes que lo han convertido en ignorantes al desviarlos el camino a la salvación; por ejemplo la iglesia catolíca en idolatra y pagana; y por su parte las iglesias proestantes se han convertido en iidólatras. Las ceremonias religiosas de la iglesia católica tiene un profundo genesis en la adoración de los Dioses paganos y del mundo de la antiguedad; y los protestantes se convirtieron en idólatras porque estan predicando con una biblia totalmente manoseada y cambiada por los jerarcas religiosos para ajustarla a su mejor posición frente a los poderesos de la tierra; el mensaje de Jesus el Cristo es de combate cuando dijo: quiero ver arder este mundo, por mis palabras pelearan hijos contra padres y serán perseguidos: La salvación del hombre es personal y subjetiva, para alcanzar el reino de los cielos hay que cumplir tres requisitos, el primero, como dijo Jesus el Cristo hacer la voluntad del Padre (sus mandamientos), el segundo onocerse a si mismo, esto es, desligarse de las debilidades de la carne y de este munco como son el odio, el eosismo, la envidia, el amor al dinero, etc., el tercero, tener fe en Dios del tamaño de un grado de mostaza: cuando nos conozcamos a nosostros mismos conoceremos la verdad y la verdad nos hará libres.. Los protestantes dice que la salvación viene por entregarnos a Jesus, es falso, se logra el reino cumpliendo esos tres requisitos, porque Jesus EL Cristo jamas quiso ser Dios ni suplantarlo; fue muy humilde, por eso proponía que había que nacer de nuevo, resucitar en esta vida, conociendo la verdad, porque los que no conocen su evangelio o conociéndolo no lo practicas están muertos: Dejan que los muertos entierren a sus muertos le dijo a un acompañante que se retiraba a los funerales de un familiar Así que el Padre Celestial es Justo, Bueno, nos ama por ser sus hijos, no se alegra con darnos muerte, porque el no es Dios de muertos sino de vivos y siempre nos dará una oportunidad de regresar a casa, a su casa donde hay muchas habitaciones.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.