¿CÓMO DEBE OFRENDAR UN CRISTIANO?

cómo debe ofrendar un cristiano

En muchas congregaciones hoy se enseña incorrectamente la forma de dar para la obra de Dios, pero si leemos con atención los principios que nos dejó el apóstol Pablo es muy sencillo de entender.

Por tanto, tuve por necesario exhortar a los hermanos que fuesen primero a vosotros y preparasen primero vuestra generosidad antes prometida, para que esté lista COMO DE GENEROSIDAD, Y NO COMO DE EXIGENCIA NUESTRA. Pero esto digo: El que siembra escasamente, también segará escasamente; y el que siembra generosamente, generosamente también segará. Cada uno dé como propuso en su corazón: no con tristeza, ni por necesidad, porque Dios ama al dador alegre. Y poderoso es Dios para hacer que abunde en vosotros toda gracia, a fin de que, teniendo siempre en todas las cosas todo lo suficiente, abundéis para toda buena obra; como está escrito: Repartió, dio a los pobres; Su justicia permanece para siempre. Y el que da semilla al que siembra, y pan al que come, proveerá y multiplicará vuestra sementera, y aumentará los frutos de vuestra justicia, para que estéis enriquecidos en todo para toda LIBERALIDAD, la cual produce por medio de nosotros acción de gracias a Dios. Porque la ministración de este servicio no solamente suple lo que a los santos falta, sino que también abunda en muchas acciones de gracias a Dios; pues por la experiencia de esta ministración glorifican a Dios por la obediencia que profesáis al evangelio de Cristo, Y POR LA LIBERALIDAD DE VUESTRA CONTRIBUCIÓN (aquí no dice obligación) para ellos y para todos;” – 2 Corintios 9:5-13..

EL APÓSTOL PABLO claramente NOS enseña que no es obligación como debemos dar, si a usted le nace dar el 100% de lo que gano pues aporte eso, pero si solo el 2, o 5 también, si su convicción es del 10% pues aporte eso pero que no sea porque siempre le estén recitando Malaquías 3, 8.9.. Porque esos son mercaderes de la fe y no servidores de JESÚS llamado el Cristo, por eso dice que es con generosidad, tampoco esperando que doy diez para recibir mil, pues eso es interés de lo cual tampoco se agrada Dios.

Das por que deseas y no por obligación. Sin tristeza ni ambición pero si por amor. Da para la obra de Dios, donde está tu tesoro ahí está tu corazón.

Puedes dejar tu comentario respecto al tema.

Autor: Mike Gutiérrez.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.